El actor dominicano Rafael Campos, ignorado por gobiernos y desconocido por muchos fue una estrella en la época dorada de Hollywood

El actor dominicano Rafael Campos, ignorado por gobiernos y desconocido por muchos fue una estrella en la época dorada de Hollywood

Miguel Cruz Tejada

NUEVA YORK._ Nacido el 13 de mayo de 1936 en Santiago de los Caballeros, República Dominicana, Rafael Leonidas Campos Navarro Díaz, probablemente el único actor dominicano que sobresalió como una estrella en la época dorada del cine de Hollywood, sigue siendo ignorado por los gobiernos de su país, y desconocido por muchos.

Hasta ahora, casi nadie ha oído o visto ninguna de las 93 películas en las que actuó Campos, en algunas de las cuales, como “The Trial” (El Juicio), estuvo al lado de celebridades como las los mundialmente afamados actores Glen Ford, George Kennedy, Sidney Poiter, Dorothy McGuire, Margaret Hayes y Tony Curtis.

Sus papeles, encarnaron una extensa variedad de personajes, que mostraron al mundo su nato y excepcional talento para representarlos con enorme éxito.

Debido a sus habilidades histriónicas, Campos, fue premiado en numerosas ocasiones junto a las más deslumbrantes estrellas que se convirtieron en iconos de Hollywood entre las décadas de los 50 y los ochentas.

Apareció en las producciones “Blackboard Jungle” en 1955, “Dino” (1957), “The Ligth in the Forest” (1958), “Slumber Party ’57”(1976), “The Astro Zombies” (1968) y “Centennial” (1978) y V (1983), que formaron parte de su amplio catálogo.

Pero a pesar de su talento indiscutible, Campos, llegó al Hollywood del denominado “Star Sistem” (Sistema de las Estrellas), en el que se escogía a los actor y actrices principales, más por sus atractivos físicos que por la formación profesional y la fuerza interpretativa, lo que afectó su inclusión en reconocimientos como el Oscar y que fuera designado en papeles protagónicos, por su baja estatura y su escaso atractivo físico.

En la época, Hollywood, también fabricaba los llamados “símbolos sexuales”, tanto en mujeres como en hombres.

En ese carril, la dominicana María Montés, nativa de Barahona fue muy agraciada especialmente por su exuberante belleza.

Campos se casó con la cantante y pianista del género blues, Dinah Washington, una de las cotizadas intérpretes de ese ritmo para entonces, relación que apenas duró un año.

La cantante era 12 años mayor que el actor dominicano.

Emigró a los Estados Unidos en 1949 y comenzó a darse a conocer ampliamente cuando la revista “Jet” publicó una foto suya siendo abrazado por la cantante, siendo su séptimo esposo, y su ex esposo Eddie Chamblee.

Después de separarse de Washington, se casó con la modelo Sally Boyd, con quien tuvo dos hijas.

Fue diagnosticado con cáncer de estómago y entró al hospital en diciembre de 1984. Murió el 10 de julio de 1985, a la edad de 49 años.

Le sobrevivieron sus dos hijas, cinco hermanos y tres hermanas.

Uno de sus hermanos es el criptógrafo, artista y poeta Luis Campos y otro, el cronista de espectáculos Fernando Campos, fundador de la Asociación de Cronistas de Espectáculos de Nueva York (ACE), entidad pionera de los premios a los cantantes, actores, actrices y músicos más descollantes de cada año.

El actor tuvo una carrera de más de tres décadas.

Fue contactado por el director Richard Brooks cuando actuaba en una producción teatral de Heavenly Express.

Brooks, le consiguió un papel protagónico junto a Vic Morrow, Margaret Hayes y Sidney Poitier en la película “Blackboard Jungle” en 1955.

En la película “El Juicio” de ese mismo año, interpretó a un adolescente chicano acusado injustamente de asesinar a una niña blanca de familia rica en una fiesta en la playa.

En la película, es defendido por un profesor de derecho universitario, encarnado por Glenn Ford.

Apareció también en las películas “Have Gun, Will Travel”, en que interpreta a un adolescente que robó una estatua de San Francisco de Asís.

En los años sesentas, estuvo en la película dirigida por Ted V. Mikels, “The Astro Zombies”, protagonizada por John Carradine, Wendell Corey y Tura Satana, en el papel de Juan

En 1962 comenzó a incursionar en producciones de televisión, en series de Alfred Hitchcock Presents, apareciendo en su primera película para la pantalla chica, “The Big Score”, donde se le dio el papel principal como un miembro adolescente de una pandilla que mata y roba a un hombre que resulta ser un jefe de la mafia.

Campos, tuvo un papel memorable en un episodio de “All In the Family”, donde se le dice a Archie que despida a una parte de su equipo en el trabajo y de 1977 a 1978, el actor tuvo un papel recurrente como “Ramón Díaz Junior” en la serie “Rhoda”. Actuó en diez capítulos de esa serie.

Posiblemente su último papel en el cine acreditado fue en 1986, en “El Regreso de Josey Wales”, en el que interpretó al personaje de “El Chato”.

Campos, murió a la edad de 49 años, de cáncer de estómago el martes 9 de julio de 1985 en el hospital de Cine y Televisión de Woodland Hills en California, y fue enterrado en el Parque Memorial Pierce Brothers Valley Oaks, Westlake Village, en ese estado.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *